Con acciones y bonos, los inversores locales ganaron hasta un 105% en junio

0
1267

acciones-bonos-argentina

Una vez concluido el primer semestre del año se impone realizar un somero balance sobre la evolución de las principales alternativas de inversión a nivel nacional y global. Quizás uno de los rasgos distintivos de este período es que tanto aquí como en otras latitudes se estaría profundizando el cambio de tendencia de un ciclo claramente adverso, que comenzó a experimentarse a partir de marzo.

Es la propia recuperación de los mercados la que llevó a que desde la misma Reserva Federal de EE.UU., su presidente Ben Bernanke acuñara el término “los verdes brotes de primavera”, que no hace otra cosa que explicar que la crisis global comienza a ceder lentamente (en especial en Estados Unidos).

Tanto en el orden interno como a nivel global, una de las causas de la fuerte recuperación observada en los últimos meses pasó por los aún tentadores precios de muchos activos financieros, que llevaron a muchos inversores a reingresar en los mercados, comprando a precios bajos y hacerse de suculentas ganancias, aun a expensas de asumir mayores riesgos.

A la hora de elegir a los ganadores del mes, el lugar de privilegio es para aquellos que dirigieron sus fondos hacia determinadas acciones y a los títulos públicos que, tras varios meses de caída libre, extendieron la racha favorable iniciada en abril.

Ya sea en pesos o en dólares, prácticamente todos los bonos arrojaron resultados positivos, y nada menos que cinco de ellos lograron superar la línea del 30% de ganancia en el mes. El ranking en el segmento pesos estuvo liderado por el Boden 2014 (52,6%), seguido por el Bogar 2018 (35,6 por ciento)

En cuanto a los títulos dolarizados, la mayor suba fue para el Discount en su versión de legislación local, que rindió un 40,3 por ciento.

Dólar, plazo fijo y Merval
En el mercado accionario local las grandes ganadoras dentro del Merval 25 fueron Mirgor, Siderar, Telecom y Aluar, con rangos de ganancias que van del 105% al 36,6 por ciento.

Un informe publicado por Tavelli y Cía, expresaba que “papeles como Grupo Clarín y Siderar se vieron favorecidos por el rally de ayer, donde la reacción a los resultados de las elecciones fueron determinantes para las empresas que, en cierta forma, presentaron cierta oposición al gobierno”.

“Entre las inversiones que arrojaron mayores pérdidas se encuentran las relacionadas con el precio internacional del petróleo, como Tenaris y Petrobras Brasil, sin dejar de lado a YPF”, agregó Adrián Rivas de la ya mencionada casa de bolsa.

Quienes optaron por las monedas extranjeras, que no fueron pocos, lograron rendimientos relativamente favorables, ya que el euro, expresado en pesos ganó un 2%, en tanto que el dólar apenas avanzó un 1,3 por ciento.

Los ahorristas más conservadores que eligieron quedarse en el plazo fijo lograron, a duras penas, salvarse de la inflación “real”, ya que a lo largo del mes las tasas abonadas por los bancos privados fueron en promedio 13,1% anual.

Mucho más acotada fue la situación en los bancos públicos, donde las tasas que se pagaron fueron relativamente menores, pues se movieron en un rango de un punto y medio por debajo de los privados. Por último, las entidades no bancarias mostraron niveles que promediaron el 18,1%, con una amplia volatilidad a lo largo del mes.

En cuanto a los depósitos que superan el millón de pesos, las tasas se mostraron sin mayores cambios a lo largo de abril, pues se mantuvieron en torno al 12,9 por ciento.

En cambio, los inversores que prefirieron apostar por ciertas materias primas no tuvieron demasiada fortuna.

Los más perjudicados fueron los que decidieron colocar su dinero en contratos de maíz, trigo o plata, ya que a lo largo del mes acumularon pérdidas del 17,1%, 15,2% y 14%, respectivamente. En cambio, quienes incursionaron en materias primas como azúcar o petróleo ganaron el 8,3% y 5,3%, respectivamente.

El Merval ganó 3,1%, con una clara volatilidad a lo largo de buena parte del mes. Como viene ocurriendo desde hace tiempo, el desarrollo bursátil de junio se caracterizó por la fuerte dispersión de las cotizaciones.

En el Merval 25, las mayores subas correspondieron a Mirgor (104,7%), Comercial del Plata (63,6%) y Telecom (47,5%), en tanto que las mayores caídas se registraron en Banco Patagonia (-16,3%) y Tenaris, que bajó un 10,9 por ciento.

En términos de dólares, el Merval perdió un 1,2%, por lo que se encuentra en línea junto al IPC de México y al Bovespa de San Pablo, que perdieron en promedio 1,5 por ciento. A nivel global las bolsas europeas cayeron en promedio un 4%, a la inversa de lo registrado en Madrid, mercado que ganó 3,4 por ciento.

Con respecto a los mercados neoyorkinos, se destaca el avance del Nasdaq (3,4%), en contraposición al Dow Jones, que bajó un 0,6 por ciento.

El podio, en lo que va del 2009
En lo que va del año los índices más representativos de la bolsa porteña muestran subas de consideración. Por ejemplo, el Merval acumula una ganancia del 47%, en particular por el gran desarrollo del bimestre abril / mayo, aunque se registraron profundas diferencias entre los papeles cotizantes.

Las mayores subas correspondieron a Mirgor, que ha ganado hasta ahora el 141%, seguida por Petrobras Brasil (96%) y Comercial del Plata (89%). Los únicos dos retrocesos se han registrado en Siderar (-14,6%) y Molinos, que perdió el 11,4 por ciento.

En materia de títulos públicos, se destaca la suba de los cortos en pesos (79,8%), y los largos en dólares (61,4%). Los cortos en dólares, por su parte, han avanzado un 57,5% y los largos en pesos el 33,4 por ciento.

Mercados internacionales
Con los resultados obtenidos en junio, las acciones líderes de la Argentina cerraron el primer semestre del año con una ganancia en dólares del 33,7%, por lo que en América latina se ubican en un rango intermedio entre el Bovespa de San Pablo, que ganó el 63,2% y el IPSA de Santiago de Chile, que obtuvo una rentabilidad del 57,6 por ciento.

Las mayores ganancias a nivel global se remitieron al RTSI de a Bolsa de Moscú, que ganó un 91%, seguido por el Bovespa y el JKSE de Indonesia con 60,1 por ciento.

El único quebranto, siempre en dólares, en lo que va del año se registró en el Dow Jones que perdió un 3,8 por ciento.

Materias primas y monedas
En los primeros seis meses de año se destaca la suba del precio del petróleo, con un avance del 56,7%, seguido en orden de ganancias por el azúcar y la soja.

En cuanto a las monedas, en estos últimos seis meses se registraron dos tendencias de fondo respecto de la variación de las monedas respecto del dólar. Por un lado, la más importante, una fuerte tónica revaluatoria encabezada por el real brasileño y el peso chileno, que ganan un 15 y 17%, respectivamente frente a la divisa estadounidense.

Por otra parte, las monedas que continúan su proceso devaluatorio, lideradas por el peso argentino (9,9%), y el yen que perdió el 6,3%.

Fuente | Infobae Profesional